cuaderno

Guía de Inicio web

Aquí tienes una guía completa y sencilla para contratar una página web profesional. Mi objetivo es que sea fácil para ti, todo bien explicado, sin complicaciones. Quiero entregarte toda la información que necesitas para que nadie te engañe ni te pierdas con detalles técnicos. Utiliza el índice para consultar la información que necesites, pero mi consejo es que dediques unos minutos a repasar la guía completa. Y no te preocupes, si decides contar conmigo, yo voy a encargarme de todo por ti.

 

1. Planteamiento de la página web

Lo primero es tener claro el tipo de página web que necesitas o quieres ¿Una web sencilla, necesitas incluir un blog, tienda online?. Observa como lo hace tu competencia, compara y consigue una idea clara. Resuelve siempre tus dudas con el diseñador web y pregunta todo lo que necesites, para eso estoy aquí. Piensa en las secciones de tu web y prepara el contenido para ellas (texto, fotos, etc.). Recuerda que los textos podrían tener que recibir arreglos para aparecer bien en buscadores, más adelante te explico. He escrito este artículo que podría interesarte: Estructura de una pagina web. Decide aspecto o colores que quieres, para informar al diseñador y no olvides facilitar el logotipo de tu negocio, si lo tienes.

 

 

3. El dominio y alojamiento de tu página web

El domino es la dirección de internet que llevará a tu página web y el alojamiento es el espacio en internet donde tu web quedará publicada para que todo el mundo pueda visitarla. Recuerda que el dominio y alojamiento no es dinero para el diseñador web, se paga a la empresa que da el servicio y suelen pedir pagos anuales o mensuales. Si le pides al diseñador que contrate dominio y alojamiento por ti, no hay problema, nadie puede hacerlo mejor, pero tendrás que facilitarle alguna forma de pago para que contrate los servicios en tu nombre. Si prefieres hacerlo tu después debes pasar al diseñador web los datos de acceso al alojamiento para que pueda trabajar con tu web. Aquí te dejo un enlace con detalles: Que son los dominios y el alojamiento web

 

4. Los contenidos para tu página web

Una página web se divide en diferentes secciones como Portada, presentación, servicios, galería, contacto, etc. Debes decidir y redactar los contenidos que quieras poner en las secciones de tu web. Este contenido debe estar listo los primeros días al inicio del trabajo. El motivo es sencillo: Si tu página web se publica vacía o con mucho contenido provisional estarás dando una imagen muy mala a tus primeros visitantes y los buscadores como Google ni siquiera van a tenerte en cuenta. Una web con mal contenido es una web perdida. Aquí tienes ayuda para montar la estructura de tu página web: Estructura de una pagina web

Si vas a dar especial interés a los buscadores (deberías) avisa a tu diseñador web para que te ayude a preparlo. Existen técnicas llamadas “SEO” para que tu página web aparezca bien en los buscadores y con eso puedo ayudarte. Habla de tus contenidos con el diseñador para que juntos podáis preparar la mejor configuración. No te preocupes, en el siguiente enlace te explico muy claros todos los detalles: SEO: Optimizar página web para posicionarse en Google

 

 

3. Seguridad y protección de una página web

Las páginas web pueden recibir ataques por personas con malas intenciones o programas conectados a internet para romper su seguridad y conseguir un acceso al sistema interno. El motivo de estos ataques pueden ser desde el simple deseo de causar daños, robo de datos privados o para modificar el funcionamiento de la web en beneficio del propio atacante. Esto no es algo nuevo y es serio. Puede que hayas visto algo en las noticias, en alguna película o alguien te lo ha contacto. Así que las páginas web debe estar protegidas para evitar el acceso no deseado. Siempre que vayas a contratar una página web debes asegurarte que el diseñador incluye un sistema de seguridad y protección para la web que te entregue. Es completamente necesario y recomendado. Todas las páginas web que entrego a mis clientes cuentan con un sistema de seguridad y protección incluidos. Si quieres más detalles, puedes visitar el siguiente artículo: Seguridad de una pagina web

 

5. Cumplir con la ley, pero es fácil

Hay 2 puntos importante que debes tener en cuenta para respetar la ley que concierne las páginas web. Hacer esto realmente sencillo y fácil. Los dos puntos buscan lo mismo: Proteger los datos de carácter personal de las personas que visitan o utilizan las páginas web.

  • Las Cookies
    Por un lado están las famosas Cookies, uno archivos pequeños y no visibles que las páginas web utilizan para recordar y gestionar la actividad de los usuarios. La ley dice que tu página web debe avisar sobre el uso de Cookies a todos los que la visiten. ¿Cómo? Haciendo cosas: 1.- Poner un aviso en tu página web sobre el uso de Cookies. 2.- Crear una sección en tu web donde se informe de los detalles y medios para desactivar, si el usuario lo deseas. Ya está, no hay más! si te fijas, en la parte inferior de está web encontrarás un enlace a la política de Cookies. Cumplir la ley sobre las Cookies es tan simple como presentar un pequeño aviso del uso de Cookies al comienzo de la visita en tu web y tener una sección que informe sobre ello. En el siguiente enlace tienes mi página de información sobre las Cookies: Política de Cookies
  • El RGPD
    El segundo punto es cumplir con el Reglamento General de Protección de Datos (RGPD). Si tu página web va a recoger y almacenar datos de carácter personal de sus usuarios. Por ejemplo, si tienes un formulario de contacto en tu web donde los usuarios pueden enviarte sus datos personales como teléfono o dirección, o si tu web permiten que los usuarios se registren. Cualquier forma de recoger y almacenar datos personales de los usuarios de web te obliga a cumplir con el RGPD. ¿Cómo se hace? Debes tener una sección en tu web donde informes sobre dicha actividad y facilitar al usuario un medio para modificar o borrar todos sus datos personales. Por ejemplo, una dirección de correo electrónico donde puedan dirigirse para solicitar dichos trámites. Aquí tienes mi mi ejemplo, en esta web: Política de Privacidad

Como ves, cumplir la ley solo es cuestión de informar debidamente al usuario y ofrecer los medios para que puedan controlar su privacidad. Las secciones de información sobre política de Cookies y Privacidad son documentos modelo donde se añaden los datos concretos asociados a la tu web, nada más! El diseñador que contrates debería ocuparse de todo sin problema, así lo hago yo con mis clientes.

 

icono diseño

 

6. Demostración de diseño web

Muy importante, antes de pagar nada! El diseñador web debe ofrecerte una demostración de diseño web para que puedas ver como quedará el aspecto de tu página web cuando esté terminada. Yo lo hago con mis clientes, sin pedirles nada, sin compromiso. Algunos de mis clientes no encuentran necesario esto porque han visto mis trabajos anteriores y prefieren ir desarrollando el aspecto final de su página web durante el proceso de trabajo. Pero recuerda que estás en tu derecho a pedir una demostración.

Esa demostración tendrá un contenido de relleno provisional (textos e imágenes de muestra) pero el cliente podrá ver los elementos de su página web como el diseño general donde se aprecia el aspecto final de la web, también los colores, logotipo, tipos de letra, maquetación, proporciones… el cliente podrá probar el diseño tanto en un ordenador como en un móvil y sobre ese borrador decidir si quiere seguir el trabajo, pedir modificaciones o cambiar de diseñador web. Es lo justo. Tienes más detalles en el siguiente enlace: Presentacion de diseño pagina web gratis

 

 

7. El presupuesto de tu página web

Vale, ya tienes tu planteamiento terminado, has decidido sobre dominio, alojamiento y vas a preparar el contenido de tu web, pero quieres saber cuando te va a costar. El precio de una página web puede variar según el tipo de web. Hay páginas web básicas que se utiliza para tener presencia en internet, otras incluyen un blog para publicar artículos o incluso tiendas online para vender por internet.

Seguramente pidas presupuesto a varios diseñadores para comparar y eso está genial, pero si lo haces asegúrate que ninguno de ellos recortan en servicios o te engañan. El precio de una web puede bajarse mucho si se plantea bien, pero también puede ser bastante alto si el cliente quiere un trabajo de gran nivel. Algunos clientes quieren un diseño más sofisticado y otros piden contenido privado para sus clientes. Todos estos detalles hacen que el volumen de trabajo para el diseñador sea mayor o menor y se reflejará en el presupuesto. Recuerda que si aceptas un presupuesto estás iniciando una relación formal y seria con el diseñador. Si antes de pedir o aceptar un presupuesto quieres saber más sobre esto mira el siguiente enlace: ¿Cuanto cuesta hacer una pagina web?

 

 

8. Inicio del trabajo de diseño web

Una vez iniciado el trabajo de diseño web debes estar atento para revisar su evolución, en pleno contacto con tu diseñador web y también disponible para facilitarle los datos o material necesario pendiente. Tu debes preocuparte por ver que todo marcha bien y el diseñador debe hacer que todo marche bien, pero debes colaborar con el, facilitándole los medios y el tiempo para que pueda trabajar.

Mucha atención aquí. Si un diseñador web comienza a trabajar para ti, te pedirá la misma formalidad que el va a darte. A partir de aquí tenéis un compromiso que ambos debéis respetar: El diseñador web trabaja para ti y tu le pagas el precio acordado. Si permites que el trabajo comience significa que has aceptado el presupuesto y precio que el diseñador te ha presentado. En ocasiones algunos clientes aceptan un presupuesto, el diseñador se pone a trabajar o entrega el trabajo y entonces el cliente desaparece, dejando el trabajo sin pagar. En otras ocasiones el diseñador no cumple con lo acordado y el cliente paga las consecuencias. Ninguna de estas dos cosas debe ocurrir.

Por este motivo algunos diseñadores web demostramos nuestra buena fe regalando literalmente parte de nuestros conocimientos profesionales y demostraciones de diseño. Si te fijas, en esta guía estás siendo asesorado de forma profesional y no te está costando nada, es gratis para ti y si visitas el centro de soporte de esta web verás que hay mucha más información útil que ofrezco sin cobrar, gratis. También te entrego una demostración de tu página web, sin pedir nada a cambio, sin compromisos. Estas son pruebas formales que vas a recibir si contratas a un profesional serio y con buena fe. A cambio, si aceptas un presupuesto y la demostración de diseño gratuita, pido a mis clientes una fianza o parte del pago antes de comenzar el trabajo, pero nunca un pago completo si la página web no ha sido terminada.

 

 

9. Cuando recibes la página web terminada

Cuando el trabajo ha terminado la página web queda publicada en internet y tras completar el pago el diseñador web te hará entrega de los datos de acceso para controlarla. A partir de aquí tienes 2 opciones. Puedes gestionar tu mismo la página web o mantener tu relación con el diseñador para que el mismo se encargue del mantenimiento en el futuro. Vamos a ver cada opción un poco más:

  • Gestionar tu propia web.
    (Es gratis pero tiene sus riesgos) Con los datos de acceso administrativos podrás entrar en el sistema interno de tu página web o delegar a alguien de confianza para que lo haga. Así puedes cambiar el contenido de tu web cuando quieras, sin pagar a profesionales. Pero gestionar tu propia web para llevar su mantenimiento requiere de ciertos conocimientos que si no los tienes podría generar problemas serios. En el siguiente punto de esta lista te explico los detalles sobre el mantenimiento de una página web y en este enlace tienes un sencillo manual sobre autogestión: Administracion de una pagina web
  • Dejar que el diseñador se encargue del mantenimiento.
    (El profesional hara el trabajo por ti de forma segura, pero tendrá un coste) Nadie como el profesional que ha diseñado una página web sabe mejor como gestionarla y mantenerla. Es la mejor forma de asegurar que todo irá bien. Además, al seguir en contacto con el, tendrás cerca al mejor asesor y consejero para tu página web (siempre que el diseñador haga bien su trabajo, claro). A cambio de este trabajo de mantenimiento y administración deberás pagar al diseñador una cantidad acordada por cada gestión o de forma mensual.

 

 

10. El mantenimiento de la página web

Una página web debe tener mantenimiento periódico para actualizar su contenido y el sistema interno. Hay dos tipos de mantenimiento en una página web, el mantenimiento de contenido y el mantenimiento técnico. Te los explico:

  • El mantenimiento de contenido
    La información y contenido que ofreces a los visitantes debe estar actualizada y ser útil. ¿Que contenido debes actualizar? Por ejemplo si tu negocio cambia de teléfono, dirección social o varían los precios de tus servicios. Olvidar estos cambios en la web aparte de mala imagen, puede causarte problemas con tus clientes, si ven precios distintos en la web. También podría interesarte añadir nuevas referencias laborales, añadir nuevos productos si tienes tienda online o publicar nuevos artículos en tu blog para que tus página web siga reluciente y útil. No hay nada peor que un blog sin artículos nuevos y si no cuidas eso, toda tu página web podría venirse abajo por dar mala presencia. Jamás montes un blog en tu web si no puedes mantenerlo, eso si, cuando lo cuidas puede llegar a dar muchos beneficios.
  • El mantenimiento técnico
    Este es el mantenimiento que se hace del sistema interno. Igual que actualizas aplicaciones en tu móvil o el antivirus de tu ordenador, una página web necesita actualizar sus programas internos para que el funcionamiento sea siempre lo mejor posible. Además si el sistema de una web no se actualiza pueden aparecer nuevas formas de atacarla para las que no está protegida y eso pone en riesgo tu página web. Si aun no lo has consultado, echa un vistazo al punto número 3 de está guía: Seguridad y protección de una página web

11. Conclusiones

Aquí tienes un resumen de toda la guía para que puedas repasar los detalles más importantes. Recuerda que en el centro de soporte de esta web vas a encontrar muchas más información sencilla y útil para ti, muy recomendada.

  • Ten una idea clara de la que web que quieres o necesitas para que el diseñador pueda comprender el trabajo que debe hacer para ti.
  • Recuerda que el dominio y alojamiento van aparte, puedes contratarlos tu o pedir al diseñador web que te solucione esa gestión.
  • Escribe el contenido que pondrás en las secciones de tu página web sin olvidar que Google también lo examina para sus resultados. Entrega ese contenido a tu diseñador para que pueda publicarlo en tu web.
  • Las páginas web pueden ser atacadas, pide siempre a tu diseñador que incluya la seguridad y protección necesaria.
  • Cumple con la ley de protección de datos en tu página web, es fácil y tu diseñador podrá ayudarte.
  • Pide una demostración de diseño antes de dar dinero, estás en tu derecho.
  • Pide presupuesto a varios diseñadores y asegúrate que ninguno te vende mentiras. El precio de una web puede variar por muchos motivos.
  • Si aceptas el presupuesto y permites que el diseñador comience a trabajar, ya tenéis un compromiso formal y ambas partes deben cumplir lo acordado.
  • Cuando recibas la web terminada podrás elegir entre cuidarla tu mismo o contratar al diseñador web para que haga el trabajo por ti. Piénsalo antes de decidir.
  • Tu web necesitará mantenimiento para actualizar su contenido y su sistema interno. No lo dejes o podrías ver como tu valiosa web enferma.

Hasta aquí la guía de inicio para contratar una página web. Espero sinceramente que te haya servido de ayuda y ahora lo tengas todo más claro para tomar tus decisiones. Si necesitas más ayuda puedes llamarme o escribirme desde la sección de Contacto, o visitando el Centro de soporte donde tienes mucha más ayuda clara y sencilla.

Gracias por estar aquí, un saludo!

Cerrar menú